pexels-photo-110473

Al comenzar el año, encontramos por todos lados artículos o publicaciones que hablan de resoluciones para cambiar nuestras vidas.  La mayoría de personas en todo el mundo se fijan nuevas resoluciones, nuevos desafíos y metas.  

Un reto es, un desafío que te da la vida y también que tu misma te impones.  Como te lo cuento en mi libro Mujeres Victoriosas, una meta es un sueño, un gran logro a cumplir, pero al cual le tienes que añadir una fecha límite.  

Al principio del año, vemos los gimnasios llenos, no encontramos ni dónde estacionar.  Muchas de nosotras limpiamos nuestras alacenas para deshacernos de alimentos que no son buenos para nuestra salud.  En otras palabras, todas empezamos muy bien.

Sin embargo, al pasar algunos meses solamente un pequeño porcentaje de nosotras llegamos a cumplir nuestras metas en las diferentes áreas de nuestras vidas.  Existen muchas razones por lo que esto sucede.  No te preocupes, no estás sola.  A todas nos ha pasado.  Con el tiempo he descubierto que la mejor manera de lograr grandes metas en la vida, es un paso a la vez.  Así es, tomando solamente un paso pequeño, pero a menudo.  No tomar pasos grandes y luego cansarse y abandonar la jornada.  Como en una jornada diaria en la cual tenemos que implementar hábitos positivos y reemplazar los malos hábitos para que sumen y no resten a nuestras vidas.

Un hábito, es una acción que realizas tan a menudo que se llega a convertir en una acción casi automática. Son las cosas positivas que pueden ayudarnos a vivir vidas victoriosas a diario.  En otras palabras, no tienes que dedicar tiempo ni para pensar en hacerlo. Por ejemplo, esta mañana te levantaste en el mismo lado de la cama, te lavaste los dientes, manejaste al trabajo por el mismo camino.  Cada una de estas, acciones automáticas que no le tuviste que dedicar tiempo para pensar ni procesar.

Te quiero preguntar

¿Cuántas metas tienes para este año?

La vida está llena de metas, nos reta siempre que podemos. Tenemos retos simples, como asegurarte de tomar ocho vasos de agua pura al día.  Suena simple, pero debido a las responsabilidades en el hogar, con nuestros esposos, con hijos, en el trabajo o estudio, algunos ni dos vasos diarios nos tomamos.

Otro ejemplo muy claro es que después de las fiestas de fin de año nos ponemos el reto de perder peso.  Al principio de lunes a jueves somos super disciplinadas, pero ya cuando lo intentas es todo un desafío.  Muchas de nosotras al llegar el viernes nos queremos dar un premio y comemos algo que no contribuye positivamente con nuestra meta de perder peso, pero como nos decimos a nosotras mismas que debemos disfrutar y que podemos empezar la dieta el lunes nuevamente, empezamos un ciclo negativo bajo el cual al fin de año no perdimos el peso que queríamos y estamos más frustradas que el año pasado.

Pero, si implementas hábitos positivos, por ejemplo, todas las semanas al hacer las compras del mercado escoges más vegetales y menos pan o harinas, sin darte cuenta y con muy poco esfuerzo al final del año ya habrás logrado comer más saludable.

¡No te rindas!  los hábitos te ayudan a cumplir tus metas

Todas las mujeres nos ponemos metas por un motivo, el cual es seguir viviendo con sueños, seguir sintiendo que todavía podemos, y para vivir vidas plenas y satisfechas. En la constante lucha de lograr nuestros objetivos llegará el día que los conseguirás.  No me cabe la menor duda que si tu incorporas en tu vida hábitos positivos, verás muchas de tus metas y sueños cumplidos. Cuando lo logres te sentirás muy bien y tan orgullosa que humildemente lo presumirás. 

Alcanza lo que te propones:

Todo lo que tú quieras hacer: terminar tus estudios, conquistar al hombre de tus sueños, leer un libro, aprender a bailar o escalar volcanes, son tan importantes y válidas, siempre y cuando tú lo quieras y luches por conseguirlas.  

Por eso, la importancia de tener un hábito ayuda a que seas más disciplinada y que constantemente practiques, estudies, o busques tus objetivos.

Te comparto un reto que puedes seguir:

Te reto a que tomes una hoja de papel, apunta y enlista tus nuevas metas para este año, escribe las más importantes y  pega la hoja en un lugar donde todos los días la puedas ver, cada mes ve tachando lo que lograste hasta cumplir todo lo que te propusiste.

¿Cómo llegarás a la meta?

Que hábitos puedes crear en tu vida para ayudarte a cumplir cada una de esas metas.

Por ejemplo, en una meta que yo tengo todos los años bajo sección salud, es de comer alimentos que sumen a mi vida no que la deterioren.  

Te comparto estos hábitos que yo hago en la semana.  

  1. Tomar mi jugo verde.
  2. Avena con frutas.
  3. Tomar por lo menos 8 vasos de agua al día.

Lo lindo de tener hábitos positivos es que te das cuenta que no eres perfecta, solamente eres una Mujer Victoriosa que tiene las ganas en salir adelante.

¡Que vivan los hábitos!

No te pierdas los FB lives de los lunes en este 2020 donde estaré compartiendo un hábito en mi vida que me ayude a gozar de los éxitos que tengo en mi vida espiritual, familiar, en mi salud, mi profesión, y en mi vida social.

No importa que tan pequeños sean tus metas, no importa que piensen los demás, solo lucha para obtenerlos y se feliz.

link: https://www.facebook.com/AbogadaLatina/videos/1563088843823262/?epa=SEARCH_BOX